Yoga Restaurativo

Estas clases están enfocadas en la descarga de tensiones y preocupaciones. Lo que tenemos más en cuenta en Yoga Restaurativo es cómo trabaja la mente, y para ello nos centramos en el cuerpo. Tus asuntos están en tus tejidos, el cuerpo tiene memoría y en estas sesiones realizamos posturas restaurativas diseñadas a partir del trabajo que ha desarrollado B.K.S Iyengar (fundador del Yoga Restaurativo, en el que se emplean accesorios y soportes), junto con las aportaciones de Judith Lasater y Sue Flamm. A través de las clases de este tipo de yoga, el propio cuerpo encuentra el camino para recuperarse a sí mismo.

Las posturas del yoga restaurativo fueron desarrolladas para mejorar la alineación de todos los cuerpos, de modo que tal alineación tuviera un efecto directo en nuestra psique. Utilizaremos bolsters, cinturones, tacos… El material de apoyo se adapta al alumno y sus necesidades particulares, generando una experiencia de yoga muy agradable y cómoda.

Todo este conocimiento y práctica llega hoy a tu vida para crear espacios que te aligeran y alinean el cuerpo, la mente y el corazón. La mayoría de nosotros ni siquiera somos conscientes del profundo efecto que puede llegar a tener el estrés en nuestras vidas.

Clases indicadas para:

  • Promover la paz y la tranquilidad interior
  • Mejorar la memoria
  • Aumentar la concentración
  • Aumentar la claridad mental
  • Apoyar la función del sistema inmunológico
  • Calmar el sistema nervioso
  • Liberar el estrés
  • Mejorar la circulación hacia los órganos y sistemas de órganos, así como sus funciones
  • Alivia las molestias asociadas con la menstruación, el embarazo y la menopausia
  • Ayuda a concebir y una vez que eres mamá y papá a lidiar con tu nueva vida
  • Regula la presión arterial
  • Reduce o elimina la depresión
  • Reduce o elimina la dependencia a los medicamentos
  • Alivia o reduce los dolores de cabeza
  • Ayuda a la recuperación de una enfermedad
keyboard_arrow_up